PAN DE MOLDE SIN GLUTEN

Esta receta la tenía pendiente de hacer desde hace mucho tiempo…y ya llegó la hora de probarlo, y el resultado es excelente! o por lo menos eso dijeron los primeros en probarlo, mi niña y mi marido, los catadores oficiales! jajajajja  les dije ¿qué, está bueno? ¡bueno no buenísimo! fue la contestación!

Es del blog  Cocinando con Kisa,  que tuvo el gran detalle de hacer este estupendo pan sin gluten. Gracias Kisa!!

Pan de molde sin gluten

Dentro del molde, acabadito de sacar del horno, grandísimo!se salió un buen cacho del molde!!

Ingredientes:

  • 375ml de leche tibia (en mi caso desnatada)
  • 2 huevos grandes batidos (yo 3 medianos)
  • 25grs de mantequilla sin sal en pomada (yo margarina)
  • 5grs de zumo de limón
  • 25grs de levadura fresca del Mercadona o 8 grs de levadura seca(sin gluten).
  • 10grs de azúcar
  • 400grs de harina sin gluten panificable (del Mercadona)
  • 100grs de harina de arroz sin gluten (del Mercadona)
  • 9grs de sal
  • Aceite de oliva para pincelar el molde de 30cm de largo x 11cm de ancho x 7cm de alto. (el mio de cake, alargado, creo que un poco mas pequeño).

Grande, grande!!! ya fuera del molde y en caliente lo envolví en un paño húmedo.

Preparación:

  1. En la amasadora pondremos la leche tibia, la levadura desmenuzada, el azúcar, el zumo de limón, los huevos batidos, las harinas mezcladas, la sal y la mantequilla en pomada a cuadraditos, amasamos todo bien durante 5 minutos, subimos la velocidad un poco y lo dejamos 3 minutos, es una masa muy pegajosa y un poco fluida .
  2. En el molde previamente engrasado con un pincel de silicona de aceite de oliva vamos añadiendo la masa al molde ayudándonos con una espátula, aplanamos la superficie para que nos quede bonita, la dejamos levar durante 30 minutos en un sitio cálido, veréis como va subiendo la masa y cuando este casi al borde es hora de meterla en el horno.
  3. Encendemos el horno a 200º con calor arriba y abajo y con aire y metemos el molde, no hace falta precalentar el horno y lo horneamos durante 30 minutos, veréis como va subiendo la masa mientras se hornea, si veis que se os pone con mucho color por arriba el pan poner una hoja de papel de aluminio por encima del pan para que no se os dore mucho más en esa parte.
  4. Una vez hecho lo sacamos del horno y lo dejamos enfriar sobre una rejilla, como quería que la corteza fuera más blandita como el pan de molde he cogido un paño de cocina y lo empapo en agua y lo estrujo solo para que tenga la humedad suficiente el paño y cuando he sacado el pan del molde en caliente lo envuelvo en el paño y lo dejo enfriar, así facilitamos que la corteza se nos quede muy blandita, cuando veamos que está casi templado es cuando le quitamos el trapo humedecido para que no coja mas humedad la corteza, solo la justa.

Nota: Yo lo amasé con las varillas amasadoras eléctricas del Lidl. La próxima vez que lo haga lo pondré a amasar en la panificadora, luego se pasa al molde para el horno y listo. Ya veis la buena miga que tiene, de sabor nos ha encantado!